Posted by on Nov 26, 2012 in |

El título de esta obra robótica alude al infausto ordenador Deep Blue, que se enfrentó al campeón mundial de ajedrez Garry Kasparov a finales de la década de 1990, aunque no se parece en nada a aquella torre informática del tamaño de una nevera. ADB (after Deep Blue) de Stedman es un robot modular para la intimidad táctil, que contribuye tanto a la inteligencia de las máquinas como a la práctica del arte electrónico vinculado a las emociones artificiales y la inteligencia social. A menudo, el modelado físico en esta área se concentra en imitar la expresividad graciosa de humanos o animales, ya que la teoría dice que estamos condicionados a responder con interés -por no decir cariño- a los ojos grandes, los balbuceos de bebé, etc. La elección estética de Stedman es más sobria y abstracta, de manera que la forma de ADB deriva de su impresionante funcionalidad. Se trata de un objeto liso y flexible que puede enroscarse en torno a una mano o un brazo, pero también posee una apariencia bastante neutra y corriente. Así que el carácter “amigable” que puede que proyectemos antropomórficamente en ADB se basa en una armonía inteligente de aspecto, tacto y comportamiento, lo que nos permite recordar que se trata de un objeto bien diseñado aún mientras experimentamos una extraña conexión con él. Aunque hace quince años el propio Kasparov no logró aceptar la aparente capacidad de la fuerza bruta informática para desarrollar estrategias creativas (acusó al grupo IBM de engañar usando jugadores de ajedrez humanos), Deep Blue cambió las tornas de la inteligencia artificial. En efecto, alentó el compromiso  colectivo con el desafío de diseñar el contacto entre humanos y máquinas. El proyecto de Stedman apela directamente a esta tarea.

Sobre el autor

Nicholas Stedman desarrolla dispositivos experimentales con aplicaciones culturales y estéticas. Estos dispositivos van de proyectos artísticos a herramientas y tecnologías que permiten que otros sean creativos. Durante varios años se ha centrado especialmente en diseñar y construir robots físicamente interactivos. Sus proyectos se han expuesto en festivales de arte, centros de ciencias y demás, entre los que destacan Ars Electronica, ISEA, y Future Physical. Nicholas vive en Toronto, donde se muestra activo en la comunidad de media art, y da clases de medios digitales en York University y Ryerson University. Tiene un grado de Ryerson, y un máster en arte por la University of Buffalo.